Helado

Qué puedo comer después de sacarme una muela

Si necesitas someterte a una extracción de muela, tendrás que considerar la alimentación los días posteriores al procedimiento como un elemento importante para asegurar una correcta recuperación. En este punto es posible que surjan dudas sobre qué alimentos puedes comer y aquellos que deberías dejar a un lado para evitar complicaciones después de sacarte una muela.

A continuación, te dejaremos las recomendaciones alimenticias que suelen dar los odontólogos respecto a este tema. Esta información te ayudará a planificar mejor la dieta necesaria, basada en comida saludable y deliciosa que no perjudique en nada el proceso de cicatrización de la herida en la encía.

Alimentos recomendados tras una extracción de muelas

Como recomendación general, no es buena idea ingerir ningún alimento las horas posteriores a la cirugía, hasta que no desaparezcan por completo los efectos de la anestesia, para evitar mordeduras accidentales. También sugerimos seguir cuidadosamente el tratamiento antibiótico y antiinflamatorio pautado por el especialista.

En cuanto a la alimentación, las siguientes 24 horas después de sacarte una muela se pueden consumir los siguientes alimentos:

Puré de frutas

El puré de fruta como manzana, plátano o papaya resulta un buen alimento para las primeras horas después de una extracción de muelas. Contienen vitaminas y fibras dietéticas necesarias para una buena digestión, algo imprescindible para superar los días consumiendo antibióticos.

Helado

Además de consentirte un poco con su delicioso sabor, el helado es un postre fresco con la capacidad de calmar la inflamación y acelerar el proceso de recuperación. Es bueno evitar los helados con texturas crocantes, caramelos o galletas que deban masticarse para evitar que lleguen a la zona de la extracción.

Sopa

Los caldos de carne, pollo y verduras son una buena fuente de proteínas y nutrientes necesarios para después de la cirugía. Procura que no tenga trozos de carne muy grande y tampoco la consumas muy caliente, tibia sería la temperatura perfecta.

Puré de papas

Este alimento es genial para comer después de sacarse una muela. Es fácil de preparar, nutritivo y posee fibra dietética necesaria para la buena digestión. Al preparar el puré, busca que alcance una textura suave para que sea fácil de ingerir.

Gelatina o pudín

El pudin, mouse y la gelatina son otros alimentos que se pueden incluir en tu dieta. Debido a que existen paquetes instantáneos de diferentes sabores y fáciles de preparar, que además puedes utilizar para crear recetas sencillas.

Batidos

Los smoothies o batidos de frutas y proteínas suelen ser una buena opción para la dieta. Además de deliciosos, resultan fáciles de preparar a partir de frutas, semillas pequeñas y suplementos nutricionales. Solo tienes que mezclar todos los ingredientes en la licuadora.

Huevos revueltos

Como la dieta principal está basada en alimentos blandos, los huevos revueltos se convierten en un excelente recurso pues son fuente de proteínas y muchos nutrientes. Procura que no estén demasiado calientes para no ocasionar molestias en la herida de la encía.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: