Salmorejo cordobés casero, receta tradicional

Salmorejo cordobés casero, receta tradicional

Cremoso, de pocos ingredientes, pero igualmente delicioso… así es el Salmorejo cordobés. Un plato icónico de Córdoba. Hace mucho tiempo que esta receta llegó para conquistar el paladar del mundo entero. Hoy en día, se sigue preparando de forma tradicional y en diferentes variaciones. 

Su ingrediente principal es el tomate, acompañado con pan y aceite. El ajo le aporta un sabor especial. Se sirve frío, como el gazpacho. El toque final queda para un delicioso jamón y unos trozos de huevo cocido.

Notarás que es muy fácil su preparación, se hace con productos que solemos tener en la nevera. Aunque también se le agregan otros ingredientes, dependiendo de tus gustos. Lo mejor de todo es que no tendrás que gastar mucho, ya que es una receta muy barata.

Te contamos cómo prepararlo para que quede con la textura perfecta y un sabor que conquista. ¡Sigue leyendo!

Lista de ingredientes

Cómo hacer salmorejo cordobés
Los tomates son los ingredientes principales del salmorejo
  • Tomates: 1 kilo
  • Aceite de oliva
  • Ajo
  • Sal
  • Pan, puede ser de trigo blanco o, de preferencia, telera cordobesa.
  • Jamón serrano
  • Huevo cocido.

Cómo hacer salmorejo cordobés casero

  • Lava todos los tomates con abundante agua. 
  • Ahora corta en cuadros.
  • Vas a mezclarlos con la ayuda de una batidora. El resultado será una salsa. 
  • Tienes que quitarle los trozos de piel y las pepitas, para ello utiliza un colador.
  • Toma el pan y corta en porciones pequeñas. Incorpora en la mezcla de tomate.
  • Deja que el pan se ablande en la mezcla. Unos 10 minutos bastarán.
  • Ahora pela el ajo y agrégalo a la mezcla. 
  • Es momento de incorporar el aceite de oliva junto con la sal.
  • Para que todo quede bien consistente, vas a mezclar en la batidora.
  • Rectifica la sal y, de ser necesario, agrega más. 
  • Deja reposar en la nevera hasta que enfríe. 
  • Decora con unas tiras de jamón serrano. Corta un huevo cocido y agrega a la decoración. 

¡A comer Salmorejo!

Esta receta suele servirse en un plato hondo. Una vez decorado, puedes meterlo en el microondas diez segundos para que el jamón tenga el punto crujiente.

También se suele agregar cebolla, zanahoria, pepino, melocotón o remolacha. Cada ingrediente va de acuerdo a tu gusto.

Recuerda que los tomates estén bien rojitos y maduros. Esta será la base principal para tu crema, y así tendrá un sabor inigualable. 

Con este Salmorejo cordobés tendrás un plato principal, que te dejará bastante satisfecho; sobre todo si es bastante espeso. También es válido como aperitivo.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: